VA DE NUMERARIAS AUXILIARES

El testimonio de la numeraria auxiliar italiana en español
http://www.opuslibros.org/libros/Leonisa_testimonio.htm

Reclama más de cien ml euros al Opus Dei por 22 años de trabajo, un juez le ha conseguido 1.700. Cifras que nos ponen en la realidad de como el trabajo esclavo le renta al Opus Dei. Un motivo más que explica su riqueza, no pagan los sueldos de sus auxiliares.
Dice que le daban un sobre vacío a final de mes, porque el contenido ya se lo habían pasado el director o directora de la casa donde trabajaba a la directora de la casa donde vivía. Me da que hasta los capitalistas más explotadores se tienen que quedar impactados de las ruindades opusinas.
Tampoco está nada mal lo de darle la carta escrita pidiendo la salida voluntaria de su trabajo, ella sólo tenía que limitarse a firmarla...
Y lo del cura visitando a su familia a sus espaldas para encizañar, que si la pobre estaba loca y todo eso. Digo yo, ¿por qué las familias abren las puertas a quien viene a insultar a una hija aunque sea vestido de sotana?

En este video que desgraciadamente no puedo insertar aquí

http://www.itele.fr/emissions/chronique/menard-sans-interdit/video/14932

pero que recomiendo vivamente,

Madame Muller  que es supernumeraria y hace las veces sino de portavoz del Opus Dei en Francia, eso lo hace una numeraria, sí de "relaciones con la prensa", tiene los mismos argumentos que nuestro inefable Calvo Serer en el debate de la Clave de 1984. Efectivamente ambos dicen, que representan una institución que tiene un "déficit de imagen" dice la francesa, "es formidable la falta de información" exclama Calvo Serer cuando los ex numerarios John Roche y Maria Angustias cuentan las atrocidades sufridas y las mentiras sistemáticas del Opus Dei.

Isabelle Muller, que reúne en su persona tres cargos que no están nada mal. Además de dar la cara por el Opus Dei, se ocupa de una asociación opusina para la defensa de la familia que salió a la palestra en Francia cuando se tramitaba el tema parejas de hecho, allá por 1998. Es jefa de prensa de una especie de asociación profesional de L'Amenagement, no sé que es exactamente eso, y  brazo derecho con los medios de comunicación de un político Philippe de Villiers que no me acabo de aclarar si es un intermedio entre el partido de Sarkozy y el Front National. Y finalmente forma parte de los "fundadores" del colegio del Opus Dei para niñas en Courbevoie. Pluriempleada en estos tiempos. Y madre de familia.

Esta señora ha sido entrevistada por Robert Ménard en su programa "Ménard sans interdit" a propósito del juicio que tuvo lugar en París los días 22 y 23 de septiembre. La ex numeraria auxiliar Catherine Tissier demandaba a la asociación ACUT por trabajo esclavo y contrario a la dignidad. Desfilaron por el estrado ex numerarias auxiliares e incluso familiares de alguna actual numeraria auxiliar para testificar que las condiciones de vida y trabajo que sufrió Catherine son las propias de las mujeres que en el Opus Dei tienen por "vocación divina" desde la eternidad ocuparse de las tareas del hogar sin descanso, de la mañana a la noche.

Isabelle Muller se queja de la mala imagen del Opus Dei, "muy mala" remacha Ménard. Y dice que no se les da la palabra a menudo. Así que es la ocasión de restablecer la verdad. Igualico que Calvo Serer hace treinta años, ¿qué les pasa a estos opusinos con la prensa? como dijo Balbín en aquella ocasión si la información sobre el Opus Dei es tan mala algo tendrá que ver el propio Opus Dei en ello....

Reconoce que Catherine ha sido miembro del Opus Dei, pero que ahora en el juicio "hace una relectura de los hechos". ¿En qué reunión habrán encontrado los materia gris opusinos esta feliz expresión? claro que los ex miembros hacemos una lectura de los hechos, no relectura, puesto que nunca se nos permitió "leer" lo que estábamos viviendo. Estaba prohibido.

El periodista ataca como yo no he visto en España jamás atacar a un miembro del Opus Dei, le dice a la sra. Müller: "¿Miente Catherine cuando cuenta esas cosas horribles?"

-"No, no digo que mienta, sólo que hace una relectura de lo que pasó realmente."

-"Pero ustedes son acusados, los dos responsables de esa institución en la que trabajaba son miembros del Opus Dei..."

Isabelle Muller:  "Pero no son acusados por las alegaciones que Catherine cuenta hoy en la prensa."

Por lo visto en diciembre de 2010 hubo una decisión del tribunal de apelación sobre las alegaciones de Catherine Tissier que fueron rechazadas. Dice la opusina. Lástima no saber de qué iba ese documento, porque si es así ¿cómo es que ahora vuelve este juicio y han admitido a todos los testigos que han hablado de las condiciones de vida inhumanas de las numerarias auxiliares?

Pero el periodista no se da por vencido.

-"Son acusados por retribución contraria a la dignidad..." dice Ménard verdaderamente indignado.

La opusina insiste en que esas dos numerarias Agnès Duhail y de Segonzac, las responsables de la escuela Dosnon, son inocentes. Ya veremos que sale de todo el juicio.

Mesnard espera también la resolución, pero de cualquier forma quedan acusaciones muy graves que "Cuando las he leído me he dicho: esto es como una secta".

Ya sabemos que son una "pequeña parte de la iglesia católica", lo que no dice Isabelle es que siendo pocos les cunde mucho.

El periodista, "vale son una institución católica bastante particular..."

Isabelle Muller: "No tan particular, es una institución nueva en la iglesia que tiene 80 años..." patinazo, 80 y "nueva" se contradice. "Es muy original y muy moderna". El último grito en catolicismo, señora. "La gente del Opus Dei tiene una vocación radical, gentes que han sentido una llamada divina y decidieron dar su vida a Dios."

Ménard: "Eso es respetable".

No, no es una decisión respetable puesto que es mentira, ni se siente la llamada, te echan el guante, ni das tu vida a Dios, sino específicamente y concretando a las asociaciones que se van a dedicar a beneficiarse de tu trabajo esclavo y de todo el dinero que recibas de tu familia.

Ménard: "Otra cosa que me ha chocado, las mortificaciones.una vez por semana: uno se autoflagela, se lleva un cilicio es decir un cinturón de metal con pinchos que se lleva durante dos horas al día. Déjeme que le diga que es una práctica bien extraña".

Isabelle Muller: "Eso forma parte de los fantasmas que han sido corroborados por películas (alusión a Da Vinci Code)

 Qué pedazo de Pinocho la señora:  mi cilicio de fantasma no tuvo nada, ni mis disciplinas tampoco.

Ménard: "Hay responsables del Opus Dei que lo dicen y lo justifican como ofrenda a Dios..."

Isabelle insiste en que la gente del Opus Dei ha dado su vida a Dios, y por tanto hacen lo que les parece bien "por Dios y por Cristo y por los demás".
Parece escuchando a esta señora tan elegante que uno llega al Opus Dei, "por favor quiero usar disciplina y quiero dormir en el suelo". Defiende estas prácticas en nombre de la libertad...si alguien quiere que lo haga...

Casi cinco minutos de entrevista y el periodista va directo:

"Usted es miembro del Opus Dei, ¿usted practica la mortificación?"
Isabelle: "ni hablar, se lo digo mirándole a los ojos nunca me he flagelado, y no duermo en el suelo."

Claro, es usted demasiado pija para esa clase de cosas, eso lo hacen las numerarias auxiliares, la gente que viene del pueblo o de familias no tan distinguidas y que nunca serán "attachés de presse" como usted.

Aclara que se levanta temprano para ocuparse de sus hijos, que llama a sus amigas cuando están enfermas.... Con esta frase retrata madame Muller en qué mundo vive...No es el Opus de Catherine ni el mío. Hay muchas moradas dentro del Opus Dei.

Menard no acepta eso de que la gente del Opus es normal, no es normal dar todo el dinero al Opus Dei cuando se es numeraria, y tampoco irse sin nada después de años de trabajo.

La señora contesta: "No hay jerarquía en el Opus Dei, justo es lo muy moderno del Opus Dei y lo que es dificil de explicar...." .Además el Opus Dei tiene muy poco dinero,

Pero el periodista se ha preparado el tema y cuando Muller dice que el Opus Dei no tiene nada,  replica que el Opus Dei acostumbra a no tener nada "directamente"

Hoy en día en boca de madame Muller el Opus Dei es una "gran empresa de formación continua".

"¿De formación o de reclutamiento continuo?" pregunta Ménard

"¿Por qué el culto al secreto?" hacia el min. 6:30, el periodista le dice claramente a la señora: "Me está usted mintiendo. La gente del Opus Dei no reconoce su pertenencia". Y más todavía Ménard, te amenazan por haber osado decir que tal persona o tal otra pertenecen, y te ponen pleitos y te dicen que quites esto y pongas lo otro....
Según ella, en Francia hay 1200 personas del Opus Dei, en España, cuna del invento no tenemos ni idea.

"¿No se puede leer Crónica, el periódico del Opus Dei si no se es miembro?"

Entrenada para mentir la señora contesta que se puede leer, que están en internet en la web del Opus Dei, pero en la web se llama "Romana".

Fui del Opus Dei, no pude leer Crónica porque es la revista interna de los hombres, y Romana señora no es Crónica. Pero qué entrenamiento para el embuste, no se le mueve un músculo de la cara...

Dice Muller que son fantasmas el apoyo del Opus Dei a Franco, Pinochet, incluso ocultar SS (esto no me lo sé) Nunca han apoyado a Franco, sólo algunos libremente y en conciencia fueron ministros al final del régimen de Franco.

Sí, al final del régimen de Franco, en 1957 fueron ministros y faltaban casi 20 años para que muriera el dictador,  palmo más palmo menos.

Ménard: "¿Cómo puede ser que se les hagan tantos falsos procesos si todo es falso?"

"Pues claro porque es una institución nueva". El periodista espabilado: "Nueva...si es de los años 50"

Isabelle Muller: "Y sobre todo porque apoya al Papa y eso hoy no está de moda...."

Benedicto después de su cruzada anti relativista va a tener que dar buena cuenta de dar calor a estos miserables explotadores.

Para coronar, "la reputación del Opus Dei no es tan mala en otros países", dice la señora.

 Ya, en éste por ejemplo una entrevista así, poniendo las peras al cuarto a la representante del Opus Dei en la tele no sé si lo verán mis ojos.

Menard sabe que en Bélgica fueron clasificados como secta por un momento.

La señora, como siempre, "no nos hemos explicado lo suficiente....seguiremos explicando".

Merece la pena escuchar al periodista interpelando a la supernumeraria sobre esta cuestión, ¡cuánto tiempo esperando este momento en que todas las cochinadas del Opus Dei salieran a la luz y suscitaran la indignación popular! que no cese la marea...

Lo único que le ha faltado a Ménard, decirle que ella no se pone cilicio porque es supernumeraria.

A raíz de esta entrevista me pregunto:  si esta señora tiene hijos adolescentes si los lleva al club del Opus Dei, si los va a dejar que sean numerarios y si en ese caso le va a importar, poco, mucho o nada que le den un cilicio a su hijo. O si ya también gastan en Francia los supernumerarios el cinismo de los españoles, que se les llena la boca defendiendo a su Opus del alma, y cuando llega la hora apartan convenientemente a sus vástagos de las garras de los numerarios procurando que sean los hijos de otros incautos los que caigan en la trampa.
Porque ahora que Catherine ha descrito públicamente su calvario y que otras mujeres que también fueron auxiliares han corroborado, lo lógico sería que la gente quitara a sus hijos del alcance de la secta.












Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Espero que esta información no se cumpla. Uff, ya está la secta repartiéndose el botín.

http://www.lavozlibre.com/noticias/ampliar/334699/juan-cotino-el-hombre-fuerte-de-rajoy-para-el-ministerio-del-interior
Vicenç Mengual i Casellas ha dicho que…
La entrevista es una prueba más que el Opus Dei lleva asociada una cosa, seguramente desde su "concepción": LA MENTIRA.
No decia Alberto Moncada que tenian instrucciones de MENTIR descaradamente diciendo que no eran de la secta?
I acabo: qué crédito tienen los mentirosos?

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

CRISIS SUCESORIA