Dicho sin molestar

No conocía esta iniciativa Adsis

Si es verdad todo lo que este cura asegura no puede ser más positivo.

Destaco:

-El espíritu conciliar movía a "estar presentes" en la sociedad, cambió el chip del catolicismo frente al mundo. No se trataba de combatir y ver el enemigo en la sociedad secular oponiéndole la iglesia y remachando en colegios, instituciones diversas el título de "católico". Así se había actuado desde los tiempos de Pío IX, pero justamente ese fue el cambio: la iglesia católica ya no era vista como un bastión que defender de la perniciosa y mala modernidad. Gracias por este testimonio Jose Luis Pérez vivió aquellos tiempos. Hoy los fieles al concilio son los que no estuvieron en él, y durante las sesiones conciliares se lamentaban por no haber sido llamados, después siguieron enrocados en "la iglesia es atacada" y "nosotros defendemos lo de siempre". Cosas veredes Sancho...

-Hoy se hace limpia por todo tipo de asociaciones, organizaciones dependientes de la iglesia señalando que debe de quedar muy claro el título "católico" y los dirigentes deben ser "católicos", lo que significa identificación completa y total con Roma, siendo Roma, en especial esos cuatro slogans que jamás se leyeron en los evangelios. Jesús no preguntaba a nadie si eran católicos ni si eran creyentes, ¡no se preocupaba por la identidad para ayudar! Dios creía en ellos.

-Fueron con el cuento al obipo de Salamanca de que confesaba a los jóvenes por la calle. El código de 1917 lo prohibía. El obispo don Mauro le dijo que siguiera haciéndolo...tiempos aquellos, hace casi 50 años dicho código no era el referente inamovible para hundir...

-No se mete con el dócil episcopado actual, la voz de su amo, simplemente hace la reflexión ¿de dónde salen? ¿cuál es la cepa? Entonces los obispos eran más "lanzados", tenían iniciativas. Hoy no se busca liderazgo en un obispo sino fidelidad eclesial. La obediencia es el primer mandamiento. Conocemos el original de esta fotocopia.

-El lenguaje es limitado, no expresa todo, historias, traumas, sentimientos quedan fuera. Todos decimos la palabra Dios pero creemos en Dioses distintos. Se dice "evangelización" y unos (no sé quien) piensan en "llenar" iglesias y otros lugares con gente joven. Se dice "jóvenes" y se piensa en "clientes" y "mano de obra". Se dice "casados" y se piensa "dinero".

-El moderador general de su invento puede ser cualquiera.

-La persona responsable y fundadora de algo debería estar más en lo "profético" que en lo "administrativo". No a la mitologización del fundador. El se retiró hace diez años del mando, tenía que aprobar la asignatura de "ser uno más". Hay quien jamás ni en esta vida ni en la otra podrán ser uno más.
Vaya, Jesús era uno más... El evangelio es contracorriente.

-La iglesia signo de que Dios salva en Jesús, pero cuando todo el mundo habla portugués se organizan congresos de alemán. Nadie entiende, ¿dónde está el signo? nos quedamos sin el signo.

- La forma de salir al encuentro: contestar a las preguntas que la gente hace cuando las hace, en lugar de ir con respuestas a preguntas que nadie plantea.

Comentarios

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

MENDACIDAD