No más esclavitud

Pretenden los opusianos que se acercan a dar guerra que lo que me pasa es que tengo envidia de los maravillosos "curricula" de toda esa gente que gracias a su pertenencia a un grupo de poder se coloca. Claro, ya me gustaría ver a cualquiera de las megadirectoras vitalicias, eligidas a dedo, o a cualquiera de las mujeres y hombres que por ejemplo quitaron de en medio a gente valiosa como Julián Marías o Sacristán para colocarse ellos en la universidad, superando una sola de las zancadillas con que yo he tenido que enfrentarme a lo largo de mi existencia para seguir con vida, conservar la salud y mi puesto de trabajo. Un puesto ganado en un concurso público, sin trampa ni cartón, a kilómetros de mi ciudad natal, con el handicap de haber sido filosóficamente "deformada" en su universidad. Sin enchufe ni amiguismo ninguno.

Y para soportar todo lo que vino después que alguien me ha dicho después de verme "Ana, me has hecho creer en la resurrección". Pues sí.

Efectivamente cuando yo estaba en el opus no me beneficié de ninguna beca opusiana de las que da la Asociación de amigos de la universidad de Navarra para hacer la carrera ni la tesis. Mi madre pagó a toca teja las altísimas tasas de la licenciatura y del doctorado. En aquel momento yo me había tragado lo de "que nadie se sirve del opus dei para motivos humanos". ¡Qué grandisima bola! junto con la de la vocación desde la eternidad está es de calibre superior. Y no sólo eso, sino llega a ser por mi cabezonería y lucha, ni siquiera hubiera accedido al doctorado. Pagó en este caso el gobierno autonómico, cuando a Pamplona llegan opusianos de los cinco continentes con "todos los gastos pagados".

En la luna como estaba mientras mis compañeras numerarias y numerarios hacían currículo, quien en Alemania, quien en California, quien donde les parecía mejor, yo me dedicaba al "trabajo sucio". Ese que el opus dei esconde en sus centros de numerarias mayores: cuidando y aguantando a personas que les faltaba nada para que las hubieran encerrado en la célebre cuarta planta, pasando horas y horas haciendo cuentas, y por supuesto dispuesta a todos los recados habidos y por haber que a las directoras se les ocurriera. O también visitando supernumerarias con Alzheimer, que casi nadie se acordaba de ellas, del dinero que esa gente en sus buenos tiempos había aportado al opus dei en Pamplona. O enseñando, mi amor a la enseñanza me ha perdido también en esto, a las alumnas de los centros de estudio antropología, filosofía de la naturaleza, teodicea.... sin cobrar un sólo duro, sin ganar ni un mísero título ni poder poner todo eso en un currículo. Efectivamente el opus dei subiste y hay gente que "brilla" porque desgraciadamente se ve que algunos fuimos educados para chica de los recados y para esclavos. Y como lo último que pensamos es en el pago que nos van a dar, así nos ha lucido el pelo.

Pero al menos en mi caso esa época terminó. Ahora soy una ciudadana normal que cobra por su trabajo y que disfruta de su dinero. ¡Y como le duele al opusdei que pueda decir todo esto! Cada segundo de vida que tengo, cada cosa que puedo hacer por ayudar a un alumno, por enseñar sé que es un don y algo que he ganado en una guerra a la que ninguna de las numerarias que conocí tendría las narices de enfrentarse.

Ana Azanza
Posted by Picasa

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
El viernes pasado, a las 16.45 horas tuvo lugar este diálogo en el hall del Edificio Central de la UNIVERSIDAD DE NAVARRA.

UN GRUPO DE UNOS 4 ALUMNOS CHARLA A LA ENTRADA DE UN FORO DE EMPLEO. ENTRE ELLOS HAY UNA SUPERNUMERARIA.

Alumno1: ¿Te has enterado de que ha habido un atentado en el País Vasco?

Yo: ¿Qué dices? No me he enterado de nada, llevo aquí desde las 9 a.m y ya sabes cómo tengo los viernes. ¿Pero cómo ha sido?

Alumno 1: Pues le han pegado un tiro a una persona sin escolta.Y no sé nada más, a ver si luego consulto elmundo.es .

Alumna1:Sí, ha ocurrido en Mondragón.Era del PSOE y había renunciao al escolta.Le han asesinado delante de su mujer y de su hija.

Supernumeraria: Ah, bueno, si era del Psoe... . (abandona el grupo caminando tranquila hacia la mesa de las rosquillas y coje una).
------------------------------------
Esto no es ni una recreación ni una falacia. OCURRIÓ ASÍ.

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

CRISIS SUCESORIA