Salir


¡Mirad qué linda Canelita! con su abrigo y no le hace asco ninguno a la nieve.
Para salir lo de los contratos hay que olvidarse, eso no tiene importancia ninguna. Así actué en su día. Leyendo muchos estudios científicos de personas que están puestas en el derecho canónico (las leyes de la iglesia para entendernos) y que han escrito en opuslibros.org sé que hice bien. De hecho "no me ha pasado nada" por olvidarme de ese particular.
El problema:
es la persona interesada la que debe de querer salir y tenerlo muy muy muy muy muy claro. Porque hacer las maletas y marcharse es sólo el principio de un largo caminar.
Para empezar, si quiere irse, que lo haga. Que no les dé pie a charlas con la directora, luego con la directora de la delegación, seguidamente con el cura del centro, luego con un cura que viene de Madrid, que no entre en ese juego porque ahí es donde la mayoría de las personas que se quieren ir acaban de perder definitivamente la poca cordura que te queda después de tanta neurosis.
En general si puede irse y es capaz de hacerlo sin avisar mejor. No sería la primera persona que se deja todas sus pertenencias en el armario.
Debe de olvidarse de un camino de rosas al salir. No la dejarán en paz y hay que contar con ello.
Además, ¿tiene dónde vivir y de qué vivir? una numeraria literalmente no suele tener donde caerse muerta después de salir. Aunque cuando se trata de ser libre si hay que irse debajo del puente, se va.
Hay que tenerlo muy claro y no dar el brazo a torcer. Esta gente no te deja caer fácilmente. Debe de saber que la acosarán por la calle, con toda su simpatía se harán las encontradizas para que hable con ellas. Mi consejo es que ni media conversación. Sólo buscan que quedes a bien con ellas, es decir, en lenguaje normal: que te sientas culpable por haber abandonado y que así lo reconozcas ante la sociedad. Que pienses que has fallado a Dios y que el opus es inmaculado. Esto es básico, si la gente empieza a irse en masa tan pichi, se les hunde el negocio. No puede ser. Los que se van deben de pasarlo putas... y no hay otro vocablo más apropiado.
Por ello debe de estar preparada "a lo que venga". Me encantaría poder decir otra cosa, "que está tirado, que te largas y no pasa nada", pero sería una mentira como una catedral.
Lo que sí está claro es que es la persona interesada la que tiene en la mano lo que quiere hacer con su vida, está en sus decisiones, en que sepa ser fuerte y mandarlas a paseo de manera definitiva. En eso nadie podemos sustituirla, tú tampoco.
Ten en cuenta que el opus te mete en la cabeza la prohibición de ser uno mismo. Es decir, como numeraria te cuesta mucho empezar a tomar tus decisiones por ti, sin consultar: es todo un triunfo para una persona que ha sido machacada durante años con "vivir para los demás" y "no fiarse del propio espíritu". Eramos todas inválidas psíquicas. Acostumbradas al rebaño y al toque de trompeta.
Me encantan estas palabras de Herman Hesse, ahora sé que ser cabezota me ha salvado de mayores desastres:
"Una virtud es mi preferida, una sola. Se llama obstinación. Todas las demás sobre las que leemos en los libros y oimos hablar a los maestros no me interesan. En el fondo se podría englobar todas las virtudes que ha inventado el hombre en una sola. Virtud es obediencia. La cuestión es a quien se obedece. La obstinación también es obediencia. Todas las demás virtudes tan apreciadas y ensalzadas, son obediencia a las leyes dictadas por hombres. Tan solo no pregunta por esas leyes. El que es obstinado obedece a otra ley, a una sola, absolutamente sagrada, a la ley que lleva en sí mismo, al propio sentido."
Lo de "obedecer a los directores, camino seguro", "el que obedece nunca se equivoca", mistificaciones para meter a las almas ingenuas en el redil. Los dires y curas opus buscan su propio interés, que coincide con que la institución siga "p'alante" captando.
Hay que aprender el egoísmo de pensar en uno mismo y desde si mismo. Sin eso no se puede pensar en los demás ni dar la mano a nadie en la vida.

Comentarios

Isabel C ha dicho que…
Sólo lleva 4 años, Ana. Será una cría. Está asustada por los contratos y los cuentos (asustada por la desinformación).
La amiga q escribe le puede decir que ningún contrato de este tipo, es irrevocable (ni siquiera el testamento, si lo ha hecho). Puedes hacer un testamento diferente cada día, si te da la gana. El q vale es el último.

Creo q si no le convence el Opus, es el momento. Cuatro años, en toda una vida, no son nada.
Lo único que le resultará imprescindible, es apoyo. Que sepa que no está sola y la vamos a ayudar hasta que encuentre su sitio. No se tendrá que ir debajo de un puente.

Y si no está segura ... q plantee una excedencia. Da igual q exista o no exista la excedencia en el Opus. Puede ser la primera.

Que diga que se va un tiempo para pensarlo y cuando lo haya pensado, ya solicitará incorporase, que espera ser admitida, caso de querer volver y punto. Es lógico q le digan q no es posible, que no se lo garantizan... ella tampoco garantiza la vuelta.

Siempre partís de que las condiciones las pone el Opus ¿por qué?. ¿No decís que les falta gente?. Es un acuerdo entre dos partes.

A ver si ningún inseguro lo ha hecho, como se debe hacer ...
faran ha dicho que…
Ana tienes razón. hay que largarse sin decirles ni muuu.
Yo pretendí salir correctamente, conforme al derecho canónico, y ellos se aprovecharon de mi "rectitud" para joderme. Sólo les interesa que reconozcas tu culpabilidad en la maldita carta dirigida al "maldito padre", y se acabó. Too lo demás les importa un huevo.
saludos. Faran
Anónimo ha dicho que…
Mi hermana es supernumeraria, mi compañera de trabajo numersria y en lo que a mi respecta Dios ni me llamó por ese camino. Me sorprende que sea tan dificil salir....Dificil era dejar la Legion cuando habias firmado por tres años. ..pero esto?

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

CRISIS SUCESORIA