DORADAS JUBILACIONES

Gracias por la aportación conexión Cotino con supernumerario en Valencia y toda la documentación al respecto voy a estudiarla detenidamente...
Me cae bien esta iniciativa, por ahora, las cosas que dice, claras, concretas. No rollos. No procedente de oligarquía instalada. Le hago la publi. que puedo. Sale de la base, de gente como tú y yo. Por le menos desde Jaén y desde lo que llevo leído eso parece. Ayer anunciaban un cara a cara con los de Vox en Onda Cero que no pude oír. No he investigado si se puede localizar dicho enfrentamiento amigable.

Estábamos en que en el gobierno 14 de la dictadura compuesto en 1974 no hay ya Opus. El equipo surgido del Comisariado del plan de desarrollo desaparece. Ese Comisariado auténtica cantera política dirigida por Opus, iban a los retiros además de planear el desarrollo de España. ¿Hasta Miguel Boyer estuvo en una meditación?  no me extrañaría. El nuevo gabinete está constituido por franquistas puros, ultras escogidos por Arias Navarro, y técnicos liberales designados por Pío Cabanillas, padre de otro hoy famoso político del PP. La vida sigue igual.



Hundidos en la miseria por los tecnócratas, los ACNP recuperan ahora Información para Pío, y relaciones sindicales para Fdez. Sordo, de hecho más falangista que ACNP. Muchas intersecciones entre las camarillas. Ese resurgir se ve confirmado por el nombramiento de Marcelino Oreja Aguirre -antiguo colaborador de Castiella y miembro del consejo editorial Católica- para el puesto de subsecretario de Información por Manuel Giménez Quilez- ex colaborador de Ruiz Giménez y de Martín Artajo- para la dirección gral. de Coordinación Informativa, así como por el nombramiento de Mariano Sebastián Serrador, Landelino Lavilla y Eduardo Garralaga en las funciones de subgobernador del Banco de España, de subsecretario de Industria y de presidente de una de las comisiones del Plan. Todos ellos constituyen junto con Salvador Sänchez Terán antiguo presidente de la JAC internacional, nombrado desde el 5 de julio de 1973 como subsecretario de Obras Públicas, un nuevo estrato católico en el alto personal del Estado. Estrato al cual se unen Joaquín Pérez Villanueva, amigo de Ruiz Giménez elevado a la Dirección Gral de Bellas Artes y JM Concejo Alvarez convertido en dir. gral del Patrimonio Público.

Estos nombramientos suscitan esperanzas desmesuradas entre los propagandistas, el grupo "ultra" se dedica a hostigarlos. Pío Cabanillas dimite el 29 de octubre de 1974. Y Joaquín Pérez Villanueva ve como su puesto es suprimido.
José Solís Ruiz, la sonrisa del régimen, fue enemigo de los tecnócratas
El 4 de marzo de 1975 reintroduce un tecnócrata, José Luis Cerón Ayuso en Comercio. Pero fue una estrella fugaz del resurgimiento Opus en los gobiernos franquistas, el 17 de junio Solís recupera la cartera de ministerio -secretario del Movimiento, que había perdido en 1969. No frena el arreglo de cuentas que hará entre 1974 y 75 contra los tecnocratas. En los meses siguientes los Opus son desposeídos de los puestos que todavía detentaban. Algunos de ellos reciben compensaciones como Monreal Luque es jubilado como ministro pero pasa a Tabacalera, Fdez de la Mora también apartado del gabinete es enviado a dirigir la Escuela Diplomática y Fernando de Linán va a la sociedad de economía mixta Aviaco. Los tecnócratas de base no tuvieron su caramelo.

En las empresas públicas en particular, los hombres de negocios extranjeros son discretamente informados, a comienzos de 1974, de que sus interlocutores españoles van a cambiar pronto. Paralelamente la mayoría de los dirigentes de las comisiones del Comisariado del Plan de Desarrollo son reemplazados el 8 de febrero de 1974. De modo más general el sector "ultra"  no oculta las ganas de desquitarse y multiplica los anatemas contra las seudoliberales de los años 70-73, no dudando en entrar en conflicto con el presidente Arias Navarro cuando este reforma este proyecto en su discurso-programa de 11 de febrero de 1974.

La caza de brujas va acompañada de grandes dificultades en la prensa adicta a los tecnócratas, especialmente cuando López Rodó pierde en abril de 1974 el control de "Nuevo Diario", del que ya hablé en referencia a su etapa posterior al dominio Opus en él. "Nuevo Diario" deja de ser portavoz oficioso de la tecnocracia católica, y desaparece poco después porque lo abandonan sus socios capitalistas. Este último revés es la consecuencia de los esfuerzos desplegados por López Rodó por conservar un papel político. Desde su salida del gobierno, abre un secretariado político en Madrid, y se apoya en "Nuevo Diario" para desarrollar su acción. En los días que siguen al derrocamiento del presidente Caetano en Portugal, comete la imprudencia de ejercer un control demasiado draconiano sobre el contenido del periódico y provoca un verdadero levantamiento por parte de los redactores. López Rodó pierde entonces este último vestigio de su influencia, y no le queda más remedio que aceptar el 19 de julio de 1974, el exilio dorado de la Embajada de Viena donde permanece hasta después de la muerte de Franco.
¿No estuvo en Viena el numerario y periodista que sale en el debate de La Clave de 1992 Ricardo Estarriol? preparando el salto al Este de Europa.



Durante casi 20 años hubo en España un numerario de primer ministro.



Para completar el retrato de López Rodó, al que los opusinos consideran ¿liberal? ¿demócrata? no creo que tanto, pero liberal seguro, quiero decir que en agosto de 1964 ordenó a monseñor Guerra Campos que vigilara de cerca al semanario "Signo", publicación de Acción Católica, para que no publique dos cartas, una de José Luis L. Aranguren y otra del R.P. Arias que ponen en tela de juicio la actividad política del Opus Dei. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

SEXO EN EL OPUS DEI, TEORÍA Y PRÁCTICA

REGAÑINA VATICANA