Miedo al mundo

 


Me pregunto si las administraciones socialistas que han decidido cortar las subvenciones a los colegios que discriminan en razón de sexo lo tienen claro. Porque el opus es conocido entre nosotros por salirse "mundialmente" con la suya. Hay que estar muy dispuesto a llegar al final de todas las consecuencias, o será todavía peor. Antes en la ley no se especificaba el tema de la discriminación, y el opus colaba sus colegios. Ahora se especifica y si resulta que los jueces opus tan bien colocados en los diversos escalafones les dan la razón en sus impresentables demandas, ¡vaya plan! Seguirán con la discriminación en contra de la ley pero con el aval de los jueces ¡átame esa mosca por el rabo! Veremos hasta donde llegan unos y otros.

Amiga italiana, es verdad, hay mucho miedo al mundo en algunas familias opusinos que llevan a sus hijos a esos coles opus. Pero no te olvides de que esta institución floreció como un campo en primavera al calor de la dictadura franquista. Y que lamentablemente no hemos tenido una revolución "como Dios manda" en España, sino una transición política, que consistió en dejar a mucha gente donde estaba sólo que cambiando los títulos.

Es decir, somos un país en que el opus abriga toda una sociología, el "mundillo" opus que dicer Gervasio en opuslibros: microclimas que existen y están bien tolerados. Vete a Pamplona a la universidad de Navarra y lo comprobarás. Es gente que se relaciona entre sí y que según el número de pijos de la ciudad en la que están son más o menos numerosos. Pero en todas las ciudades españolas existe ese "mundillo". Gracias al cielo vivo en una ciudad que desagrada bastante al opus dei.

Hay pocos pijos por aquí y los que hay no tienen el peso social que tienen en Sevilla o en Madrid. Somos tierra de olivos, mucha gente del campo, sin demasiadas pretensiones sociales, gente que no se da importancia... no es el terreno más apropiado para su pesca. Muchas de las numerarias que llegan a Jaén es por castigo y están deseando irse a codearse con "aristócratas" y "alta burguesía" en Sevilla, Madrid, A Coruña...

Absurdo por demás, pero muy real. Y ten en cuenta que a pesar de haber denunciado y saber ya a ciencia cierta que Rojas no es ni catedrático ni siquiera siquiatra, no dudan en presentarle su último libro, un ex ministro y un "popular" periodista. ¿Qué más quieres que te cuente de España? Y no te lo pierdas: los colegios "segregacionistas" no dudarán en reivindicar su posición aludiendo a la libertad, a la constitución, a los derechos fundamentales y decir tranquilamente "que a sus colegios van todo tipo de clases sociales", sin que NADIE con peso en este país reaccione seriamente. Aunque es un clamor popular en todas las ciudades que sus colegios son elitistas.

Para la persona que habla de que le da pena el subdirector del colegio: no se trata de ataques personales, ni de criticar a nadie en particular, a pesar de que son muy criticables. Criticamos un sistema y su aceptación por la sociedad. No van a cambiar. Lo que sí puede cambiar es el conocimiento de sus tretas por parte del resto de ciudadanos.

Infravaloré al opus en sus pretensiones de llegar al papado: van a por ello. Desconozco qué se puede hacer para que no lo consigan.

Sobre el papado de Juan Pablo I: dejó de ser papa porque realmente se iba a enfrentar a la mafia que es la curia vaticana. Había pensado quitar a Marcinkus del cargo de presidente del IOR, había pensado quitar al arzobispo de Chicago (Cody ¡vaya una pieza!)... iba a hincar el diente a los problemas. Resultado, duró 33 días. Juan Pablo II llegó y se encontró con los mismos problemas, a pesar de las quejas y de las advertencias de las autoridades monetarias italianas dejó todo como estaba en la iglesia, incluidos los curas pederastas, Marcinkus y la curia. Se dedicó a viajar, a condenar la teología de la liberación por considerarla "marxismo" y a proteger al opus, además de codearse con los dictadores de Filipinas, el Salvador, Chile, Argentina. Genial. Murió 27 años más tarde.
Posted by Picasa

Comentarios

isabel ha dicho que…
Gadero, contesto a tu comentario de la entrada anterior, desde mi leal saber y entender.

Las familias religiosas, no tan religiosas y nada religiosas, siempre hemos querido proteger a nuestros hijos de cualquier peligro y en general, la gente de buena fe, queremos proteger a cualquier otro ser humano, animal o cosa de cualquier peligro, que pensemos no le proporciona una mayor ventaja.

Relación riesgo-ganancia (dejamos que un gato cruce la calle, para que haga uso de su libertad, pero intentamos evitarlo, si creemos que le va traer males mayores), pensando siempre en el bien del "protegido" y no, en la ganancia de nosotros mismos.

Las sectas, no piensan en el bien, de los que dicen protegen, si no en contar con el mayor número de adeptos posibles, ya que de los adeptos es, de donde sacan el beneficio para que unos cuantos, tengan, lo que desean tener (dinero, sexo, poder, admiración ...).
Mienten, encubren y ocultan, todo lo que es, susceptible de provocar, que los adeptos piensen contemplando elementos distintos a los que proporciona la secta, para evitar fugas.

En este caso, a las familias en España - a todas, religiosas y no religiosas -, se les enseñó e hizo creer, que "los peligros del mundo" se reducían, a los que ponían en peligro, lo que llamaban "pureza" (refiriéndose a la atracción normal hombre-mujer). No existían otros.

Es decir, en los colegios religiosos, con enseñanza diferenciada por sexos, no existía el peligro de la pedofilia ni la pederastia.

De haber conocido todos los peligros relativos al ámbito de la "pureza", muchas familias hubiesen pensado contemplando otos elementos y quizás, hubiesen tomado otra decisión, según la oferta existente (la verdad, no había casi nada, por no dedir nada, donde elegir), pero no se les dio opción a pensar con todos los elementos existentes.

Tampoco existía encanto (ganancia),entre una mirada entre niños, una cartita de dos líneas, en forma de papel más que doblado que a través de amigos se hicieran llegar o un beso.

A medida que las familias han tenido posibilidad de pensar (introduciendo otros elementos), valorando ventajas e inconvenientes de la enseñanza mixta y ha existido oferta, han decidido.

Los adeptos a las sectas, son personas en las que la secta ha conseguido, que sólo piensen con los elementos que la secta proporciona e ignoren el resto de elementos que pudieran interferir en el proceso. Por lo que el pensamiento resultante es, el que la secta desea que sea.

Lógicamente las familias de adeptos, llevarán a sus hijos a colegios de enseñanza diferenciada o, a comunas de todos juntos, revueltos y encueros, según los elementos que su función de pensar, contemplen.

Cuando la tierra era plana - antes de Colón -, nadie se planteaba viajar a América. Sin embargo la tierra era la misma. Sólo se han introducido nuevos elementos (información), que permiten, que el resultado del pensamiento y la decisión (viajo o no viajo), pueda ser otra.

Las familias formadas por adeptos, que piensan sólo con los elementos que la secta quiere y consigue que piensen, llevan a sus hijos a colegios que consideran tienen menos peligro, según el resultado de su pensamiento.
isabel ha dicho que…
Qué bonita foto Ana!
Quería decir que, buena jugada la de Juan Pablo II. Miró por sus intereses y por los intereses de unos cuantos más, de su grupo. No, por los intereses individuales ni colectivos, del grupo al que representaba.

Una de las razones por las que nos parece que las familias adeptas a las sectas, son sobreprotectoras, se debe a que protegen a sus hijos de todo aquello que consideran peligro - como todas las familias -.

Si tomamos como ejemplo el Opus Dei, creen que deben protegerlos de cualquier elemento que pueda interferir en el proceso de pensamiento. En este caso, existen muchos elementos susceptibles de interferir que están en el entorno del niño. La sobreprotección es manifiesta (ahora más que antes).

En el caso de sectas de comunas, generalmente el entorno del niño se reduce a la comuna, por lo que la protección parece inexistente.
En ambos casos es idéntica. Se protege lo mejor que se puede, de los elementos susceptibles de influir en el resultado final, el abandono de la secta.
isabel ha dicho que…
Ana, sobre Enrique Rojas, sabemos que NO ES, NI HA SIDO, Catedrático de Psiquiatría en la Universidad Complutense de Madrid y que NO CONSTA como PSIQUIATRA en el Colegio de Médicos de Madrid, organismo donde debemos solicitar la información de este tipo. Y según el Colegio, los Estatutos dicen que los especialistas deben aportar la documentación que acredite su especialidad.

De momento a Enrique Rojas, este Ilustre Colegio, no le ha exigido cumplir con los Estatutos, aunque lo han aupado presentándole libro, concediéndole y avalándole cursos de formación como "Catedrático de Psiquiatría" y archivado denuncias, donde existían documentos que probaban que se identificaba como "Catedrático de Psiquiatría" y Psiquiatra, sin saber si es PSIQUIATRA o no.
Me parece suficiente prueba de "compadreo" y tráfico de influencias (delito tipificado, creo que en el Código Penal).

No digas que no es psiquiatra (aunque creo que tenemos todo el derecho a decirlo cuando el organismo que debe informar, dice QUE NO LE CONSTA), mi experiencia me dice, que el tráfico de influencias puede circular en cualquier dirección y vaya a ser que Enrique Rojas aparezca ahora con "la especialidad", obtenida de alguna forma, que jamás podamos averiguar si fue lícita y real y te ponga una demanda o querella.

No importará si Enrique Rojas tiene la especialidad o no. Lo importante, será lo que digan y con eso, habrá que tragar.

Desde 1984 lleva diciendo que es "Catedrático de Psiquiatría de la Universidad Complutense de Madrid", es mentira. Pero con esa mentira llevamos tragando desde hace 25 años, nos siguen obligando a tragar y, es lo que hay.

Estuve un mes buscada por las Fuerzas de Seguridad del Estado y por la Interpol, porque Enrique Rojas, EL CATEDRÁTICO DE PSIQUIATRÍA DE LA FACULTAD DE MEDICINA DE MADRID, había prescrito mi internamiento psiquiátrico en un psiquiátrico privado y tuve la osadía y la suerte de escaparme.

Nadie se molestó en comprobar si el tal ENRIQUE ROJAS, era "Catedrático de Madrid" o, "Psiquiatra".

Me buscaron, tuve que estar escondida, tengo una úlcera de estómago desde entonces y el tráfico de influencias ha funcionado de tal forma, que Enrique Rojas no sólo sigue suelto, si no que también ha pasado a ser titular de dos cátedras, en lugar de una, como tenía antes.

El tipo de terrorismo que lleva a cabo Enrique Rojas, no sé si a él le está permitido porque pertenece al Opus Dei o por otra razón, pero le está permitido en la práctica. Por eso pienso que una "especialidad inventada", también le puede salir de cualquier sitio y demandarte o querellarse contra tí.

Prefiero que digas que NO CONSTA en el Colegio de Médicos, que sea "Psiquiatra", mientras el tráfico de influencias funcione.
Anónimo ha dicho que…
Ana, soy centroamericana. De que dictador hablas en El Salvador?
gadero ha dicho que…
Querida Isabel, puede ser que el mayor peligro de la pedofilia sea precisamente en los colegios religiosos, con enseñanza diferenciada por sexos. Es de ahier la noticìa que en Verona (Italia) hay decenas de ex alumnos sordomudos que acusan de pedofilia a 25 profesores religiosos. Querida Ana, tambièn en Italia hay esos collegios con enseñanza diferenciada por sexos, aunque yo no sabìa que existìan ante de leèr el libro de Ferruccio Pinotti (Opus Dei Segreta).
Luego he advertido a mis primas y mis amigas que los collegios con enseñanza diferenciada por sexos son del opus Dei y son peligrosos, porque hacen acoso y lavado del cerebro à los ninos y a las ninas de quatorze anos y medio porque se hagan numerarios y numerarias del opus dei.
Gracias y felicitationès, Ana y Isabel, por vuestra valentìa.

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

CRISIS SUCESORIA