Un libro respuesta













Los comentarios apoyando lo inapoyable me los reservo para la necesaria deconstrucción de los mismos. Este es un anónimo:



"Bueno, tanta defensa de la senora Tapia. Solo Dios sabe las jugadas que hizo mientras estaba dentro. Creo que ella es muy inteligente y a no ser de que tenga una conciencia laxa del tamano de una catedral, se le han olvidado las cosas que hizo y deshizo posiblemente desafiando abiertamente a las directrices del Opus Dei. Asi que cosas sabremos el dia del Juicio de quien es el verdadero martir y quien el que martiriza. Cuando se esta adentro se obedece y cuando se esta adentro y no se obedece uno se marcha o lo marchan. Asi es lo que es, guste o no guste. Viva la libertad! para que quedarse en un lugar adonde uno abiertamente disiente y no le interesa un comino el seguir el espiritu de la Prelatura? lo mismo se van religiosos porque no tienen vocacion o no siguen las reglas de su congregacion. La misma cosa! "


No pienso esperar al día del Juicio para llamar injusto a lo que es injusto. El comportamiento del opus, desde los tiempos del Fundador no hace precisamente alarde de respetar la libertad de nadie. No es de recibo ni en una congregación religiosa ni en ninguna parte el secuestrar a una mujer de 40 años, que ha entregado su vida, no darle explicaciones, jugar con la confianza ciega que esa persona tiene en la buena voluntad de sus superiores.

No puede ser que la iglesia católica ampare mirando para otro sitio "por miedo" semejantes comportamientos en nombre ¿de qué? ¿de la obediencia? ... seamos serios.


Cuando las directoras comienzan esos jueguecitos de encerrar a una persona en Roma no hay obediencia que valga. Eso no se hace y punto, ni en las ursulinas ni en las carmelitas ni en ningún lugar decente. No tienen excusa para comportarse como lo hacen, y lo digo en presente porque casi cuarenta años más tarde me pasaron cosas parecidas. A otro nivel, yo no era miembro de asesoría, ni Jaén es Roma. Pero la idea de fondo es la misma:

Aprovecharse de que ni se te pasa por la imaginación la crueldad de las directoras, descubrirla, palparla como la toqué aquel 27 de abril de hace ya siete años. Fue el impacto de mi vida, lo que me tuvo que ocurrir para despertar. Cada vez que me acuerdo se me ponen los pelos de punta.


No es de recibo que si ni ella supo nunca de qué la acusaban, salga un anónimo por internet acusándola como usted hace de "conciencia laxa", a una señora que probablemente no ha visto en la vida. Carmen Tapia era una mujer de lo más integrado en la estructura, estaba feliz, como lo estuvimos todas las que nos creimos los cuentos, haciendo "el Opus Dei" en Venezuela. Ni una banda de secuestradores procede con sus víctimas como los opus con sus supuestas "propias ovejas". Eso es lo terrorífico.


Lo de la banda de secuestradores tiene un pase: buscan dinero. Hay un motivo malo y execrable pero algo digamos "medio normal" dentro de lo que cabe. ¿Qué busca el opus dei encerrando a una mujer en una habitación, registrando hasta las compresas usadas? eso es de locos. La obsesión por el control de las personas es enloquecedora.


Por cierto que si no me equivoco el libro de Carmen salió en su primera edición en 1992, y unos pocos años más tarde, quizás 1994 ó 1995 salió el de Pilar Urbano, "El hombre de Villa Tevere". No creo que sean dos hechos aislables. Lo mismo que después de Camino de Javier Fesser llegará a los cines There be dragons. El libro de la Urbano fue la respuesta oficial a Carmen Tapia.


En mis tiempos de numeraria leía con auténtica fruición todo lo relacionado con el founder. Esta obra de la Urbano recuerdo que era mi "entretenimiento" para desconectar de la elaboración de mi tesis doctoral. Me veo en el oratorio de la administracion del colegio mayor Aldaz (Barañain) totalmente volcada en la lectura del Hombre de Villa Tevere.


Y me he dado cuenta de que es la respuesta a la Tapia por un detalle. En mis tiempos numerariles yo no había leído a Carmen Tapia. Un año después de mi salida pude leer su libro. Todavía con restos de mi "dependencia" tenía pensamientos como: ¿me podré fiar de lo que estoy leyendo?... tras siete años conociendo cada día nuevas barbaridades en opuslibros ya no lo me pregunto.


Por ella supe que en Villa Tevere había micrófonos en los cuartos de estar conectados directamente con la habitación del "Padre".


El "Padre" solía decir "me fío más de la palabra de un hijo mío que de cien notarios". Ya ¿entonces por qué los vigilabas?


Pues bien la Urbano en su libro alude a los micrófonos que hay en Villa Tevere, (ergo reconoce que están puestos...) y explica para qué los usaba "el hombre de Villa Tevere". En estos momentos no recuerdo la piadosa utilidad de los mismos.

Sería super interesante leerse los dos libros a la par, para ver qué más semi escandalosas "cosillas" de las que cuenta la Tapia que pasaban en Villa Tevere han encontrado una "plausible" y pasable explicación en el libro de la Urbano.


Otra cuestión también execrable que cuenta MariCarmen. Escrivá hizo poner un orinal en todas las habitaciones de las numerarias de más de 40 años. No preguntaba opiniones: ¿necesitarías un orinal? "quien quiera que lo pida". Ni en sueños. Se pone porque él lo decide.

Había que pisotear a las mujeres y este hombre lo hizo a base de bien. Su visión del género femenino era de cura del siglo XIX, pero de cura inculto.


No puedo decir nada mejor de un hombre que tenía que ir haciendo notar en todo momento su superioridad masculina. Y que sólo admitía los "elfos domésticos" como hijas, no mujeres libres y maduras que se comportan como tales.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
La empresa del opus dei no puede decir que tiene la patente del bien y que todos deben estar supeditados a ella.

Carmen Tapia quiso tomar en serio el papel de la mujer como colaboradora, aportando ideas, energía, pero dentro del opus dei había personas que se creían dueñas de tal empresa y terminaron, mediante engaños, acosándola y atacándola, sin decirle el motivo o la razón, ya que no tenían fundamento.

Como muchas cosas que maneja el opus dei, sus principales motivos son inconfesables, entonces, en lugar de exponerlos abiertamente, trata por las buenas mediante la adulación, o por las malas, mediante la agresión colectiva, que se ajusten todos a sus metas.

San Escrivá ha de haber pensado que él era dueño absoluto del opus dei, y que como tal, podía hacer y deshacer, cuantas veces quisiera y sin tener reparo alguno para maltratar a sus opositores, especialmente los internos.

La mujer ha sido devaluada por el opus dei, haciéndola esclava, por principio.

San Escrivá siempre utilizó a otros para lograr lo que quería. Carmen Tapia, en cambio, se enfrentó a san Escrivá ella sola.
El primero fue canonizado, pero para la sociedad y la gente correcta, ¿qué significa una canonización? Es como un título nobiliario, pero la fama no significa nada para dios.
Si la gente estuviera supeditada a los caprichos y berrinches de san Escrivá, pues entonces sabrían la verdad.

El obispo de mi ciudad le tiene miedo al opus dei y a los legionarios. Él mismo sacó el tema, y con los ojos abiertos y echándose para atrás me dijo levantando la voz: "Yo no quiero ser del opus dei. Yo no quiero ser legionario".
Anónimo ha dicho que…
El cuento de hadas de Urbano asegura que en lugar de micrófonos había altavoces que sólo se usaron dos o tres veces. De todas formas me importa un pito si eran una cosa u otra porque el Opus ha demostrado fehacientemente sus maniobras para el control de las personas. Creo que el gran "pecado" de Carmen Tapia fue destacar en Venezuela incluso por encima del consiliario y del fundador. Eso era insoportable para Escrivá. Es la misma razón que le llevó a cargarse a Panikar, que le daba 1.000 patadas intelectualmente. Sólo Escrivá podía brillar. Por cierto, creo que muy cerca de ahí andan las razones por las que echó a aquellos misteriosos sacerdotes que le ayudaron en los comienzos y que Escrivá calificó como su corona de espinas. Volviendo a Tapia sospecho que las comisiones centrales de cada país poseen un sofisticado sistema de espionaje y contraespionaje para todos sus componentes de forma que Roma siempre está enterada de todos los detalles de los que hacen cabeza.
Anónimo ha dicho que…
En Villa Tévere ¿hay micros? Yo he estado de visita. Pero si es cierto esto están de la olla todos.jajaa. Qué paranoia de gente por dios.
David ha dicho que…
A estas alturas es imposible aclarar lo de los microfonos-altavoces. Pero hay cosas que no se pueden negar:

1. A escriba no le convenia que una persona como Maria del Carmen Tapia saliera del opus con la frente en alto. Su prestigio en Venezuela hubiera sido causa de que muchos dudaran de la buena fama de la obra si ella se hubiera salido sin desaparecer.

2. Escriba mando a desaparecer a Panikkar y a Antonio Perez-Tenessa cuando se salieron del opus ocupando cargos muy altos por lo mismo.

3. Y en pequeña escala esto se aplica a cada uno y a cada una. El dia que me fui del centro intentaron hacerlo a espaldas de todos pero algo salio mal y mi desaparicion tuvo algunos testigos.

4. Con los años me entere como tuvieron que verselas con algunos de san Rafael que preguntaban por mi e insistian hasta la irritacion del subdirector que termino gritandole: pues este tio, SE SALIO!

5. Lo de los microfonos-altavoces es imposible de aclarar, pero pensando un poco al estilo de Joan Estruch es divertido que los microfonos que reporta Tapia salgan desmentidos como "dos o tres altavoces". Altavoces, ¿para que servian esos? JAJAJA, micro-altavoces los llamaremos de ahora en adelante. Por milagro los muchos microfonos se convierten en tres altavoces. Algo asi como las espadas que se convierten en azadones.

6. Ya olvide muchos detalles, pero si uno lee los libros de Tapia y Urbano en paralelo sorprenden las coincidencias. Como el caso de las monedas de oro que Escriba consiguio y cuyo numero y destino se transmuta de Tapia a Urbano. Tapia habla de muchas y su destino son las muchas acquisiciones que Escriba tenia por capricho, me parece que Urbano las reduce a unas dos o tres (Deja Vù) y las destina a unos calices.

Saludos.
Anónimo ha dicho que…
No soy de la Obra ni lo he sido nunca. Por una cuestión personal tuve amistad con un sacerdote del Opus y por casualidad conocí a una mujer que pasaba por una peripecia parecida a la de la Sra Carmen Tapia. Lo que me pudo contar no parecia real e intenté ayudarla. Un buen día desapareció y a mi pasaron de invitarme a todos los eventos a girarse en la calle cuando me veian. He llegado a este blog mirando cosas en google sobre casos parecidos. Parecen cosas de película pero son reales. Lo siento por el sufrimiento de esas personas y de sus familiares.Soy cristiano, no puedo aceptar que se maltrate así a la gente.

He leido el libro de la Sra Tapia (algunos trozos). Alguien sabe si vive aún?

Saludos ( Fernando.AT@yahoo.de )
Ana A ha dicho que…
Acaba de morir, si estás en Madrid hay prevista una misa por ella
el jueves 13 de octubre a las 19.00 horas en la parroquia del Santísimo Redentor, en la calle Félix Boix nº 13, de Madrid.
Esto es lo último que sabemos de ella:
http://www.opuslibros.org/nuevaweb/modules.php?name=News&file=article&sid=24197
Anónimo ha dicho que…
Muchas gracias. Estoy lejos.

He leido Camino muchas veces, subrayado. Cuando leí el otro dia lo de los insultos graves que recibió esa mujer de Escrivá de Balaguer me siento tan estafado.

Gracias por tus comentarios
Anónimo ha dicho que…
Si se lee la biografia de Isidoro Zorzano (escrita por un sacerdote del Opus Dei) enlazando detalles, se da uno cuenta de cosas que hacen ver el interés del fundador. Isidoro Zorzano debió ser una magnífica persona.

Saludos

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

CRISIS SUCESORIA