MUERTOS. VIGILANDO

En referencia a los comentarios sobre el número de curas y monjas muertos, nadie lo ha negado. En este blog hay entradas sobre el tema. En particular en Barbastro, tierra del founder fue una masacre, además de gente muy joven, piolines de la iglesia porque era una región rica en vocaciones religiosas. Esos mártires han sido honrados, lo fueron cuando acabó la guerra como caídos por Dios y por España.

Pero no fueron los únicos mártires. Hubo otros tantos más, no importan las cifras, no es una guerra de cifras. También eran españoles. También tenían derecho al honor, pero nadie les ha reconocido e incluso el gobierno actual se niega a hacer algún tipo de honra fúnebre como españoles caídos en una guerra fratricida.
La propia iglesia no ha reconocido a los curas vascos sacrificados por los "nacionales". Todo este tema de las beatificaciones está muy políticamente escorado.

Hay un desequilibrio manifiesto en los reconocimientos y mucha hipocresía. Ser cura, ser monja no hace a uno mejor. ¿No es esa la predicación del Opus Dei? los miles que murieron en la carretera Málaga-Almería masacrados por la aviación italiana también eran españoles de bien. Gente del pueblo. No escoria.

No hay que llevar las cosas al extremo como razona Pío Moa. El frente Popular era el frente Popular y la iglesia católica la iglesia católica. La realidad es que era una iglesia muy de príncipes, al menos a nivel de los obispos, y que no estaba en la vanguardia de una transformación social de España. Educando ricos y apoyando ricos. Así es como mucha gente del pueblo la veía. En mi tierra la visión era diferente, porque había muchas Españas en 1936, pero por el sur más pobre esa era una imagen más extendida. Lo de que había muchas Españas nos lo explica para nuestra vergüenza un extranjero, como siempre. A nosotros no nos llega para tanta sutileza. Culturalmente nos comportamos como colonia, que otros nos hagan el trabajo.

Cuando acabó la guerra no hubo reconciliación entre españoles. Se siguió limpiando de indeseables los pueblos de España. La iglesia católica apoyó esa limpieza de socialistas, anarquistas, comunistas o simplemente envidiados por sus vecinos que no habían podido huir al exilio. En la guerra pasan atrocidades en todas partes, es la guerra. Pero que en tiempo de paz y después de tres años tan terribles un gobierno se dedique a detener y pasear humildes padres de familia y gente del pueblo encima con la bendición echada, no tiene perdón. Al menos habría que reconocer que eso fue lo que pasó y no se ha hecho. Ni por parte de la iglesia ni por parte de media sociedad española que apoya al partido gobernante. Los españoles de hoy dignos sucesores de los inquisidores, penoso. Por ignorancia, falta de reflexión fomentada desde arriba, desconocimiento y desinterés.

Fue la continuación de la inquisición que ha actuado en este país con saña buscando "judíos ocultos" desde el siglo XVI. Por desgracia tenemos mucha práctica y una larga tradición en destruirnos entre nosotros.

Y me consta que durante la dictadura y muchos años después se ha seguido sin hablar de toda esa gente. Es la queja, puesto que es una herida terrible en el corazón de España, que no haya habido una reconciliación seria.
Es curioso como se usan los muertos sobre todo por una parte de la sociedad española, rasgándose las vestiduras sólo por una clase de muertos de hoy y de ayer. Y cuándo se recuerda que hay más, sacan la cantinela del rencor ¿a qué me recuerda esto?

Otra alegría para el Opus Dei, cuando a éste lo echaron o decidieron de común acuerdo con su orden franciscana que se iba. Por presiones de arriba. Con semejantes propósitos sobraba. Hoy ya puede expresar claramente sus ideas.
También las expresó cuando descubrió que uno de los dos obispos, el de Bilbao o el de SS, no recuerdo, en su etapa de cura párroco recogía info. Métodos que supimos utiliza OD con los curas de las diócesis, ¿qué fue de aquella denuncia llevada por un arzobispo emérito al Vaticano? eran tiempos duros. Me parece que todavía en el pontificado de JP II, OD intocable.
Cruzada de limpieza de "indeseables" que han ejercido en los pasados años.
Para muestra este "informe de una diócesis" realizado en 1980 por algún poli al servicio del ejército de escogidos al que Dios me iba a llamar y ya me estaba preparando para ello.
¿Por qué quitarían el nombre de la diócesis y el nombre del obispo espiado de esta vil manera?
Es el tipo de asuntos que merecería estar pegado en los tablones de anuncios de esa diócesis para que todos los admiradores del grupo se enteraran de qué va la cosa y juzgaran por sí mismos donde está en este tipo de comportamientos la fe, la esperanza y la caridad.
Hay que hacer extensivo este comportamiento a más diócesis en los años en que han campado por sus respetos.
Con ocasión de los nuevos vientos romanos no estaría mal que alguien más se animara a desvelar.


Comentarios

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

CRISIS SUCESORIA