CERTIFICADO DE DEFUNCIÓN

Feliz Nochebuena a quien entiende de esto.

Primero, investigador extranjero para reportaje en un país lejano y en idioma que no es el español, necesitaría alguien que hubiera estado en la clínica pamplonesa de referencia sometido a tratamiento antiestress de ese que los directores prescriben a numes rebeldes, y si no fue en dicha clínica
sirve en cualquiera de las modalidades utilizadas para someter, atontar, neutralizar. Médicos psiquiatras sin fronteras. Envienme comentario anónimo que por supuesto no voy a publicar, faltaría más con las imprudencias, y lo enviaría a dicho periodista e informador que se pondría en contacto.
Hubo este testimonio que sería de interés se manifestara
 http://www.opuslibros.org/nuevaweb/modules.php?name=News&file=article&sid=5191

y este otro envío de Angeles Sanz, interesante también.
Siento que acabo de tirar una botella con mensaje en medio del Océano Pacífico.
 Resultado de imagen de botella con mensaje en el mar
 Segundo, hubo este comentario:
Hay puntos difíciles de creer en Estelle Jardin. ¿Qué dice el certificado de defunción? ¿murió por envenenamiento? entonces el hospital tendría que haber dado parte a la policía. Si otra cosa, entonces el médico no habría admitido el envenenamiento al hablar con la familia.
 
 Y hay respuesta:
El médico hizo dos certficados. El primero se refería a los dos intentos de envenenamiento y otro en el que hablaba de crisis de uremia y crisis cardíaca súbita. 
Cuando hablamos con él por teléfono el día 20 de marzo, es decir, a la mañana siguiente de cometido el crimen, nos dijo que se trataba de un envenenamiento llevado a cabo por OD. Nos dijo que teníamos que decidir qué íbamos a hacer. Si quisiéramos denunciar tenía que llamar a la policía y presentaría el primer certificado en el que se hablaba de los dos envenenamientos. Pero nos advirtió que dados los posibles riesgos ni él ni su equipo darían testimonio en un juicio. 
El segundo certificado de defunción era más anodino, no hablaba de envenenamientos. Nos dejó 24 horas para pensarlo. Nos dijo que dadas las circunstancias dramáticas pensó que debía advertirnos también por conciencia. Para él era demasiado cruel no decirnos la verdad sobre la muerte de mi padre. Antes de llamarnos por teléfono con nosotros lo había hablado con su equipo.

Entonces pedimos consejo a XXX  politólogo experto, a mi padrino, a nuestro abogado para saber qué teníamos que hacer. Personalmente me parecía que lo mejor era que la policía interviniera y se hablara del envenenamiento. Mi hermana no lo tenía tan claro, tenía miedo de que OD intentara matarnos ya. Hablando con diferentes asesores jurídicos nos dimos cuenta de que estábamos entre la espada y la pared, sobre todo en lo referente a finanzas. Habíamos echado cuentas sobre lo necesario para un procedimiento que duraría 5 años y teníamos que pagar impuestos y cargas de los bienes inmuebles propiedad de mi padre. En aquel momento no tenía ahorros, mi hermana tampoco ni mi madre. 
¿Cómo afrontar las provisiones al abogado, como pagar la investigación y lo que surgiera esperando que el procedimiento no durase? era imposible. Lo que me acabó de rematar fue cuando mi abogado me dijo que sin el testimonio del médico con la sola autopsia el asunto terminaría en agua de borrajas y el OD al no tener testigos en contra se vería absuelto, además de habernos gastado todo el dinero de mi padre en la querella...
 

Comentarios

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

SEXO EN EL OPUS DEI, TEORÍA Y PRÁCTICA

GUERRA JUSTA