Siempre la misma historia

Señor Angel Martín, no he sido yo la que ha ido a una página opus a ofender, ha sido usted el que ha venido aquí. Ni tampoco soy yo la que he buscado el autobús del Guadalimar para meterme con las niñas, ha sido usted el que se ha molestado en aparecer en mi blog. Jamás me acerco a nada ni a nadie que huela a opus más bien son ellos los que aprovechan cada momento que se les presenta para doblegarme. Y si está usted tan encantado con su colegio de primera clase este no es su sitio. Yo hablo para la gente que quiere de verdad saber qué ocurre tras la fachada de sonrisas profidén que el opus muestra en todo lo que hace. Cuento mi experiencia.

Al que le venga bien, me doy por satisfecha. Al que no, ya no es mi problema. Si a usted le encanta que el opus dei urgue en la vida de su hija y en su vida familiar, que le hagan una ficha según el nivel económico e intelectual de su hija para ver qué pueden sacar de ella, que se aproveche el confesonario para sacar las intimidades y llevar la información a sus despachos, usted mismo.

Mi experiencia es la que es y no puedo contar las cosas como al opus le gustaría, siempre la misma historia, al final tenemos que acabar diciendo "no todos son malos dentro". Claro que no todos son malos, estamos también los tontos que nos creímos tanta montaña de bolas a cual más gorda.

No es ni malos ni buenos, es todo un sistema que esclaviza y se aprovecha de las buenas intenciones de la gente. Cada cual sabe hasta qué punto es cómplice, y la gente de cierta edad que dura es cómplice.

¡Qué bueno el que viene aquí a hablarme de la política oficial de opuslibros de publicarlo todo!, sin haber dado nunca la cara, sin haber escrito una sola línea para que sepamos quien es. A tragarse una mentira más tocan.

No entiendo bien al que dice que la iglesia va a tragar mejor en el futuro al opus dei, más de lo que se lo ha tragado ya es un poco difícil. Más bien hay que esperar y luchar porque haya una reacción contra algo que sólo hace daño a la propia iglesia. La esencia de esta secta es la búsqueda del poder a toda costa. Y creo que no todos en la iglesia están de acuerdo, muchos curas saben, muchos obispos saben ¿o es que no hay más de un cura en España que ha recibido los despojos de los que han sido numerarios en sus parroquias, hechos un mar de escrúpulos y completamente desquiciados? esas cosas se saben. El problema es atreverse a señalar y denunciar. La cobardía, el opus sabe mover los hilos para joder la vida a todo el que se le cruza en el camino. Tampoco estoy descubriendo América diciendo estas cosas.

El único argumento que tienen, "el que nos acusa está loco", "hala bonita serénate y cállate una temporada", en suma, lo mismo que pretendían hace seis años cuando tanto me costó abandonar. No necesito serenarme, nadie puede decir que le he agredido ni física ni verbalmente. Hablo y escribo con la esperanza de que el mensaje sea recibido y a ver si más gente se anima también a contar las truculencias pasadas en esa cámara de los horrores llamada opus.

El opus dei no varía sus argumentos en función de lo que yo diga. Siempre han dicho lo mismo sobre mi, y por eso hace mucho tiempo que dejó de preocuparme su opinión.

Ha llegado a mis manos información sobre las becas y subvenciones que da el gobierno de Navarra, la mitad de los beneficiados son grupos de la clínica y la universidad opusiana. ¡Qué listísimos que son! además de estar más forrados que nadie, obsérvese el capital inmobiliario del opus dei en Pamplona, a rascar todo lo que pueden de los fondos públicos...

Ana Azanza
Posted by Picasa

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Gracias Ana!!
Sigue siendo radical!!, es ahí donde la vida se nos abre de verdad. He dado con tu blog cuando buscaba otra cosa y me ha dado mucha alegría. Hace unos meses mi mujer y yo leímos tu libro de tirón. Un abrazo fuerte desde Boston.
Carmen Charo ha dicho que…
Ana, por suerte cada día somos más quienes denunciamos la estructura mortifera y aniquiladora del Opus Dei. Yo suscribo todo lo que dices, y animo a ese padre de una niña a que abara los ojos si no quiere llorar amaragamente en unos pocos años. Quien avisa no es traidor!. Un fuerte abrazo Ana, y ¡mucho ánimo!

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

CRISIS SUCESORIA