Así consigue Enrique Rojas sus internamientos



Una de las cosas a que dio lugar la 3ª sesión del juicio de Rojas (575/08), fue a que saliera que "había las mismas faltas de ortografía y errores mecanográficos... en los documentos de los dos primeros intentos de internamiento..."

No sé que hará Su Señoría al respecto, pero yo voy a explicarlo aquí porque creo que tengo la obligación de no callarlo.

Tenemos lo siguiente (para entenderlo, hay que abrir los docs. y comparar Providencia con Providencia y Oficio policía con Oficio policía, están sub-rayados),

1) Cada juzgado tiene sus modelos de Providencias, Oficios, Exhortos... que rellenan con los nombres y los datos del procedimiento que estén tramitando.
- Podéis ver que en éstos modelos, sólo cambia el lugar donde deben llevarme y alguna corrección que se ha hecho al releer, en preposiciones o espacios (insignificante). Estos modelos no son los que tenía en aquella fecha en el juzgado nº 3.

2) Los documentos están tecleados por personas diferentes, de juzgados diferentes, con tres días de diferencia. Normalmente los teclea un funcionario, pero la información que tengo, es que éstos, fueron tecleados por personal de más rango, concretamente por las secretarias judiciales de ambos juzgados (aunque no estaba presente cuando los teclearon, es información muy fiable, de buena fuente, que encaja perfectamente con el resto de información que tengo a lo largo de los años y situaciones personales vividas).

3) Los juzgados son independientes entre sí, no comparten expedientes, los ordenadores no están en red y un juzgado, en teoría, no sabe lo que sucede en el otro si no se lo cuenta el ciudadano usuario de la justicia o se requieren docs. por algún motivo. En cualquier caso, cualquier intercambio de información para proceder con arreglo a derecho, me beneficiaba.

Además de otros muchos detalles, no cuadraba, que si el ex había pedido el internamiento en un juzgado (el nº 2, con un certificado de Rojas, médico privado), si el juzgado había delegado en el Hospital Puerta de Hierro (sanidad pública) y el hospital había enviado un informe diciendo que el internamiento NO procedía,

- Que cuando cambia el juzgado de guardia el día 30, el entonces marido, fuera al juzgado de al lado (el nº 3), a pedir de nuevo el internamiento con otro certificado de Rojas (médico privado) y consiguiera que me enviasen al psiquiátrico privado que el mismo médico privado que emite el certificado (Rojas) sugería, sin ningún tipo de garantías mediante la ley del cacique. Rojas guisaba y comía sólo, como si la vida y salud mental de los ciudadanos pertenecieran a Rojas,

- Y que al descubrirse el pastel (escaparme, mientras estoy en búsqueda mi abogado denuncia y pide exploración de sanidad pública o forenses), al ex no sólo no le hubiesen abierto causa por estafa judicial (había engañado al juzgado solicitando de nuevo el internamiento cuando sabía que 48h antes, Puerta de Hierro había dicho que NO), sino que además le permitieron y permitieron, como si fuese el rey del mambo, hasta que abdiqué y firmé lo que me puso por delante (tardé 8 años en rendirme, tampoco creáis que lo hice al día siguiente, durante los cuales sufrí no pocas vejaciones, amenazas y seguimiento por detectives sin que estos juzgados movieran un dedo, pese a mis denuncias).

- También era incomprensible que a Rojas no lo citaran... ¿Cómo no citaban a Rojas para interrogarlo y para imputarlo, si estaba denunciando primero dos y después tres intentos de internamiento psiquiátrico, que sólo se podían haber llevado a cabo con la participación de Rojas, más las amenazadas que desde el inicio se dieron de un 3er internamiento si denunciaba los dos anteriores y se había llevado a cabo el 3º?.
Juan Cantero se permitía decirme con total seguridad, "no vas a conseguir nada en esos juzgados porque Rojas tenía mucha mano en esos juzgados" (pese a la advertencia del abogado que no quería que hiciera eco de las afirmaciones de Cantero porque podía interpretarse como duda por mi parte hacia los juzgados, denuncié también este "exceso de sinceridad" de Cantero porque lo veía venir aunque no tuviese todavía la prueba, ahora me alegro de haberlo denunciado tal como se me decía).

4) Los documentos de hoy demuestran - hay otros que demuestran otras cosas -, que el juzgado nº 2, sabiendo que el Hospital Puerta de Hierro había dicho que NO al internamiento, pasa el disquete al juzgado nº 3 - para que la secretaria judicial del nº 3, no tenga que molestarse en teclear mi nombre y los escasos espacios que hay que teclear utilizando el modelo que tiene cada juzgado (algo así como, dale la puñalada con este mismo cuchillo porque no vale la pena que te molestes en coger otro limpio).

- Ponen de manifiesto el nulo valor que tiene una vida para esta gente (no me sale de momento llamarlas personas) a la que pagamos el sueldo, se supone que para protegernos, no para colaborar en el secuestro que un marido y un ultra del Opus Dei proponen, cuando reciben x a cambio - estas colaboraciones supongo que no se hacen por amor al arte -.

- Amañan que me lleven directamente al psiquiátrico privado que Rojas propone con descomunal cobardía. Me quitaban de en medio sin haberse atrevido a mirarme a la cara y comunicarme lo que pensaban hacer conmigo. Ni las juezas ni las secretarias judiciales que teclearon se atrevieron a citarme, mirarme e interrogarme, aunque en los dos juzgados me abrieron un procedimiento de "diligencias previas" (1). Hasta los jueces que condenaban a muerte en la postguerra, llevaban al acusado que - como yo -, de antemano estaba condenado, a su presencia, antes de dictarle sentencia.

- Es imposible que personas diferentes, con tres días de diferencia cometan los mismos errores, en los mismos documentos, en el mismo sitio del documento, con la misma persona en el mismo procedimiento - un internamiento psiquiátrico forzoso -.

La gran perversidad de estos amaños, es que se hacen por la espalda. A traición y por sorpresa, sin dar a la víctima posibilidad alguna de defenderse, es el mismo método que se utiliza para llevar a cabo las acciones terroristas, con la diferencia que a los terroristas no les pagamos el sueldo ni pagas extraordinarias, vacaciones y días moscosos.

Estas juezas y secretarias judiciales, que yo sepa, no me conocían de nada. No podía existir ánima aversión por ninguna causa.
¿Cómo amañan y apañan para entregarme a Rojas conociendo que Puerta de Hierro había dicho que NO al internamiento?. ¿Cabe más inmoralidad?

Me parece importante que no se pierda el hilo que lleva a la raíz de mal. Juan Cantero decide quitarme de en medio para quedarse con todo el patrimonio, mediante esta fórmula que no deja culpables, pese al que caché que debía tener Rojas en ese momento - estaba siendo juzgado por el caso Menchaca -, porque,

Existe un Enrique Rojas que consigue internar por la espalda y por la fuerza a mujeres sanas, porque ya que unos Juzgados (éstos y quizás otros) se lo permiten y facilitan a sabiendas que el internamiento no procede (similar me pasó en el Juzgado nº 1, con el 3er. intento).

El Estado de Derecho y el corporativismo judicial, a medida que van conociendo los hechos, en lugar de rectificar, tomar medidas y emprender acciones para solucionar las bolsas de inmoralidad que puedan existir, encubre e intenta ocultar, para que los ciudadanos sigan teniendo la idea de una impecable "Justicia" aunque la idea sea ficticia. Ni una impecable Justicia puede permitir estos amaños ni todos los ciudadanos comulgamos con ruedas de molino.

Estos mismos jueces y fiscales no permitirían que lo mismo les ocurriera a sus hijas/os, familiares, amigos o a ellos mismos. ¿Por qué creerán que los ciudadanos de a pie cuando nos ocurre, debemos aguantarnos?
Estoy convencida que ha sido por el opusdeísmo de Rojas, sus contactos y "llamadas" - de Rojas y de terceros de parte Rojas -, por lo que me ha costado más de 13 años y mucho esfuerzo y sufrimiento conseguir que se le juzgue en un procedimiento sin instruir, por una nimiedad como he venido diciendo, por "violación de secreto profesional" (entregar los certificados a Cantero), sin embargo, eso no fue TODO lo que Rojas hizo y siguió haciendo.

Aunque desde la insignificancia de una ciudadana de a pie parezca insensato luchar contra tantos gigantes, sigo siendo un david que pretende vencer y no piensa renunciar a su sueño. Estoy segura que en España o en Europa conseguiremos que TODO salga a la luz.















Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Simplemente, espero que ISABEL consiga vencer. En realidad YA HA VENCIDO, porque tiene amigos que la creen y estarán siempre, así me gusta imaginarlo, a su lado. Sea cual sea la sentencia (¿Cuándo sale?), ROJAS HA SIDO DESCUBIERTO.
Isabel, cuídate mucho e intenta ser feliz. Amparo.
Isabel C ha dicho que…
Muchas gracias Amparo, pero no pretendo que me crean sólo quienes me conocen - amigos o no -, pretendo que el sentido común de quienes no me conocen, juzguen por las pruebas y no por el falso prestigio que Enrique Rojas ha venido atribuyéndose a sí mismo, difundido gracias a "sus llamadas" y las que puedan haber hecho otros en su nombre.

Vencer signica que este país ponga medios para que Rojas no pueda volver a hacer a nadie más lo que a mí me hizo, ni lo que ha hecho a otros aunque aparentemente haya sido menos.

También están esos "posibles otros", que quizás no pudieron escapar. Nadie sabe si lo que hicieron conmigo en esos juzgados, se hizo también con otras personas o simplemente Enrique Rojas las convenció de que estaban enfermas, se ingresaron voluntariamente y su vida y su imagen quedaron a merced del susodicho.

También habría que averiguar si la práctica Rojas o similar, es común a la organización o es sólo cosa de Rojas.

Existen muchos motivos para que no denunciemos y callemos. El primero el estado en el que quedas y el segundo las amenazas que se cumplen.

Un saludo,
Anónimo ha dicho que…
Eres genial.De verdad.Ojala tengas todo lo bueno que yo te deseo
Anónimo ha dicho que…
Ana,
¿sabes si José Manuel Vargas, consejero delegado del grupo Vocento, que está ensalzardo de nuevo a Enrique Rojas y sale en un suplemento de ABC de mayo en pose amiguísima con Rojas es del Opus Dei o advenedizo?.
Me he qudado aut con tanta hipocresía.

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

CRISIS SUCESORIA