SOBRE EL FINAL DE LA VIDA. REVOLUCIONES PENDIENTES

Muchas gracias Gabriela por todos los links sobre el cardenal Martini, en especial he leído casi entero este diálogo sobre cuestiones espinosas en las que el cardenal no se limita a recordar la ortodoxia simplista. Entra en diálogo, pone de relieve que no es sencillo decidir, los dramas humanos que se esconden en cada caso, las dificultades y nuevos problemas que plantea la ciencia actual,
imposibles de decidir a base de catecismos ni del siglo XIII, ni del XVI, ni del XIX. Ni siquiera del XX, porque son las partes implicadas en esos asuntos las que deben hablar, dialogar, escucharse, deliberar, examinar los distintos valores en juego,  y los que no vivimos esas situaciones ni como médicos ni como particulares afectados, no tenemos elementos de juicio. Aire fresco que se va de la iglesia. Desgraciadamente en nuestro país este tipo de asuntos sirven para alimentar debates televisivos donde hay sangre, suben las audiencias no tanto como con el fútbol. Y nada queda al final, nadie aprende porque no se pasa de la discusión acalorada, los de la Cruzada van a lo suyo, no hay intercambio para buscar juntos mejores soluciones. Sólo hay un ejército de vigilantes de la moral eterna frente al que los adversarios intentan no parecer  tan criminales.

Ahora mismo todos estos asuntos de células madre, aborto, FIVET.... me son ajenos, no tengo tiempo ni fuerzas para profundizar en ello. El catecismo Opus lo dominaba bastante bien, y la convicción de "salvadora" del desvío moral de occidente también me lo incrustaron convenientemente. Pero jamás me ví confrontada a ninguno de esos problemas reales, me limitaba a repetir la sana doctrina sin tener ni idea de los dramas de abortos clandestinos o similares. Es impresionante que el cardenal Martini haya dado ejemplo también en su hora final rechazando la sonda nasogástrica, en el país de Elian y el jaleo que se armó, un testimonio. No sabía que no se oponía a dar algún tipo de estabilidad a las uniones homosexuales. En fin, no es su voz la que nos llegaba. Pero me agrada muchísimo tener todos estos links y comentarios de este gran ser humano y gran sacerdote católico en mi blog. Cuando arrecia el talibanismo desolador siempre podemos volver a ellos.


capilla ardiente del cardenal Martini en Milán





















El otro revolucionario de moda en España tiene mucha gracia andaluza como dices Isabel. Me gusta la explicación inicial de porqué estamos pagando cinco o seis pisos en vez de uno todos los ciudadanos que suscribimos hipoteca. Estafa consentida por el Estado, Estado que debería de velar por los ciudadanos pero que vela,  por que los que tienen la pasta para que la sigan teniendo. Y así nos pillan por los siglos de los siglos, cuando la vivienda es esencial. Está muy bien eso de que tú te la puedas construir, yo no podría poner un ladrillo, pero hay que ver la iniciativa de este hombre en favor de gente bien humilde. Magro consuelo pensar que no es una exclusividad española, lo de que los gobiernos se dedican a hacer lo que a los financieros conviene.

El final de vídeo explica el valor de las propias creencias (min. 1:07:40):
"en la medida en que tú renuncias a cosas tuyas por una idea demuestras la profundidad de tu creencia. No es lo que yo hable, sino lo que yo haga."  Le gustaría ser más pobre y más entregado. Ya se ve que las palabras tal cual están escritas son engañosas, la penúltima frase te la diría Escrivá, pero ¡qué sentido tan distinto! el contexto es otro.

Sobre masonería y Opus Dei,  el artículo es muy confuso. En la historia de la masonería no cometerá errores, en la del Opus sí comete. De masonería no tengo conocimientos, aunque da la impresión al menos en España, de ser una especie de "contraIglesia". En los tiempos del generalísimo era uno de los demonios nacionales. Cuando se lee sobre los pontificados de Pablo VI y Juan Pablo I se acusa a diversos cardenales de pertenencia a la masonería, por ejemplo, Villot, el secretario de Estado con Juan Pablo I, y otros que ahora no recuerdo, ¿connivencia de altos prelados vaticanos con la P2, una logia que actuó en Italia en los 70? así parece demostrarlo todo el asunto de la quiebra del Ambrosiano, Roberto Calvi ...etc. Ya no entiendo nada. Y el Opus ha venido a sustituir, es la mafia blanca, nacida desde dentro del catolicismo. Todo igual, pertenencia misteriosa, infiltración, búsqueda apasionada del dinero, poder e influencias. Actuación entre bambalinas, nunca de frente. Pero a diferencia de la mafia dispone de un número suficiente de efectivos que sin ser mafia sacan la cara por ellos. Yo fui una de esas. Sin saber donde estaba metida, por supuesto.

Del otro que me has mandado, Franco caudillo de España por la gracia de Dios me quedo con el final. De los cuatro factores que contribuyeron a erosionar la legitimidad política del régimen, conflictividad laboral, agitación estudiantil, abandono de la iglesia Católica y resurgimiento de los nacionalismos periféricos, el cuarto es el que menos conocía. Parece deducirse que si hoy disfrutamos de 17 gobiernos autonómicos y 17 parlamentos, ¿pudiendo tener 17 quien se conforma con 1 de cada? en parte se lo debemos al empeño demencial que puso Franco por aplastar toda veleidad nacionalista, o siquiera regionalista o de usar la propia lengua. Y eso que él era gallego.

Llevo unos días pensando en la lista de gallegos nefastos para España, a los que a todos se nos ocurren debemos añadir Portela Valladares, uno de los presidentes de gobierno republicano. Me salen cuatro en total.



Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Franco, Fraga, Fidel... quieres mas gallegos?? No sera tambien el fuhrer de Galitzia???

Nada contra los gallegos, pero vaya racha que llevais, majos...

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

SEXO EN EL OPUS DEI, TEORÍA Y PRÁCTICA

REGAÑINA VATICANA