DISQUISICIONES REPUBLICANAS

Jugosa crónica de una opusina de pro, de la que estábamos superorgullosos. ¿La primera super ministra? en el imaginario de aquel primer aznarato quedará su bucólica imagen, como titular de medio ambiente
de la que han procurado que no quede rastro. Fue una foto que la retrataba en un punto intermedio entre pastora y anuncio de champú. Algo a lo que siempre pudo aspirar.

Gracias a ella he llegado a unos vídeos conmemorativos del colegio mayor en el que fue residente en mi ciudad natal. Unos cuantos años más tarde también fui residente del mismo. Mi nivel psicosocial sólo dio para un año. Isabel Tocino probablemente se quedaría más. Pija de pura cepa y llamada a más altos destinos, como se ve por los consejos de administración en los que ha "sedido", y de los que ha cobrado. Que es la gracia de un consejo de administración.

De las miles de estudiantes que habrán pasado por ese CM del que hablo en mis  memorias, sólo unas decenas aparecen. Seguro que muchos cadáveres por el camino. De esas ni se habla. ¿Fue en ese colegio mayor pamplonés donde la futura ministra descubrió su vocación de super que no de nume? ¿fue el peinado lo que convenció a las detectoras de vocación que lo suyo era ser super y que le esperaba una meteórica carrera social? ¿o sus orígenes?
Por cierto Charo que sale en el vídeo dejó de ser dire en 1990, no en el 89. Fue mi curso de colegial intempestiva. Cuando supe de su traslado se me cayeron unas lagrimillas, se creyó que eran por ella, pero tenía otro motivo para el lloro.
De allí saltó a la dele, otra llamada a la ascensión. Y luego supe que todavía ascendió más.  El Opus Dei le sienta a esa nume como un guante.

Vuelvo a los cadáveres del camino. Si ellos nos tiraron como a basura, hablemos nosotros y demostremos que no lo somos. A mí no me tiraron, más bien mi queja es la contraria, me ha costado dejarlos atrás. Qué lata. Viendo esas imágenes de pijolandia, superficial, monísima niña tonta, aspirante a modelo de revista...qué poco me iba el estilo. No es raro que me sacaran pronto de allí. Cuántas y cuántas gentes que han pasado por el Opus Dei, saben lo que es, aunque sólo sea como residente un año, y callan como muertos/as. España cementerio.

Entrevista light de la que concluyo que es uno de los colocados para contrarrestar la "comunista" teología de la liberación. Preocuparse por los pobres y por la justicia es de mal gusto. Los pobres están para que los visitemos y mover nuestra generosidad, pero curiosamente no hacia ellos ni a las causas de su situación. Sino hacia Dios y sus representantes.

De ahí que fundara un nuevo seminario. Como siempre, no se le ocurrió a él, fue consejo de Su Santidad. Cuando se trata de hablar de comunión con los demás obispos, desviamos el tema hacia la eucaristía. La vida real subsumida bajo el manto del ritualismo.

En ningún otro lugar he hablado y me han hablado más de la palabra fraternidad y unidad. En ningún otro sitio he visto que se pisotee más esas dos palabras, usadas con sentido mafioso, que, francamente nunca les dí cuando fui predicadora de las mismas. Y es que la gran diferencia entre ese mundo y el real es que en el segundo no se disimulan las malas acciones bajo tan ampulosas palabras y aspiraciones.

Para redondear el cap. de la diferencia entre los dos bandos



diré que Prieto, dirigente socialista que oficiaba como presidente del gobierno en la sombra en agosto de 1936 declaró en las radio:

"Por muy fidedignas que sean las terribles y trágicas versiones de lo que ha ocurrido y está ocurriendo en tierras dominadas por nuestro enemigo aunque día a día nos lleguen agrupados, en montón, los nombres de camaradas, de amigos queridos, en quienes la adscripción a un ideal bastó como condena para sufrir una muerte alevosa, no imitéis esa conducta, os lo ruego, os lo suplico. Ante la crueldad ajena, la piedad vuestra; ante la sevicia ajena vuestra clemencia: ante los excesos del enemigo, vuestra benevolencia...¡No los imitéis! Superadlos en vuestra conducta moral, superadlos en vuestra generosidad. Yo no os pido, conste que perdáis vigor en la lucha, ardor en la pelea. Pido pechos duros para el combate, duros de acero, como se denominan algunas milicias valientes, pero corazones sensibles, capaces de estremecerse ante el dolor humano y de ser albergue de la piedad, tierno sentimiento, sin el cual parece que se pierde lo más esencial de la grandeza humana."

En Chile, cerca del final de la guerra pidió: "Pido que se me exhiba una sola palabra de piedad pronunciada por los rebeldes. PIdo que se me exhiba, si no las hay de los militares sublevados, palabras de piedad de los elementos civiles, que secundaron la subversión. Y en último plazo, pido, co mejor razón, que se me exhiba, porque yo no la conozco una palabra, una sola palabra, parecida a las mías, dichas en público ante las multitudes sedientas de sangre, por algún representante de la Iglesia Católica dentro de la zona de Franco."

Sí, es cierto comparando las arengas sin nombre debajo, no se sabe quién es el obispo y quién el republicano ateo.

Por supuesto que la mayor parte de la izquierda desoyó las advertencias de Prieto. El director de "Claridad", diario socialista escribía: "Ni hermanos ni compatriotas", reconoce la generosidad y buena fe de Prieto pero sostiene que no se puede considerar hermanos a los que se han alzado contra la República y se dedican a asesinar obreros para someterlos al yugo de una dictadura oligárquica. Ni a los terratenientes feudales, ni al clero belicoso, ni a los bárbaros militares, ni a los intelectuales que la justificaban (recuerdo Pemán, uno destacado, luego ACNP, luego Opus Dei), ni a los banqueros que la financiaban.
Tampoco los comunistas estaban por la misericordia y piedad.
En vano trataban las autoridades republicanas de poner freno a la violencia descontrolada.
Marcelino Domingo, otro republicano de pro, decía que en el campo de batalla bien llegar al aniquiliamiento del enemigo, pero respeto piadoso al adversario convertido en prisionero. Frente alta y manos limpias. En el mismo periódico "Milicia popular" aparecían las atrocidades de los Queipos y Molas.

De manera que las llamadas a la contención y la "emoción civil", música celestial.
Ni que decir que en el bando de Dios no había tiempo ni lugar para las disquisiciones. Las autoridades rebeldes representaban los intereses de la Iglesia, el Ejército, la clase alta y la burguesía conservadora El objetivo era exterminar y aterrorizar hacia una pasividad total. Conseguido y logrado objetivo, y logro perdurable.

Por su parte los más a la izquierda querían la revolución, acabando con los estamentos citados. La clase dirigente republicana no estaba por esa labor. Demasiados conflictos morales para poder ganar una guerra con el grueso del ejército decidido a lo contrario.Aparte de la desorganización y enfrentamientos entre anarquistas y comunistas.


Comentarios

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

CRISIS SUCESORIA